Our Recent Posts

Archive

Tags

No tags yet.

¿Por qué no hay oportunidades?

Desde que llegué a México, pude ver diferencias tan marcadas en la mente de los padres jóvenes de ahora, que tienen sus orígenes en generaciones arriba, y que se materializan en la vida de las futuras generaciones. Para mi sorpresa, pensé que después de tantos años de vivir en el extranjero, las cosas aquí iban a cambiar aunque sea un poco. ¡Vaya realidad ante la que me encuentro! Y luego la gente dice "no hay oportunidades, no hay nada, este país no ofrece nada..." Y bueno, la lista sería interminable. Pero me senté a preguntarme a mí misma, ¿qué no hay oportunidades? ¿Y entonces por qué yo veo DEMASIADAS?


La cuestión aquí es que las oportunidades ahí están, pero solo al alcance de aquellos que se esfuerzan por ellas y pagan el precio por sus "sueños". Y no me refiero a un precio monetario sino de esfuerzo.


Yo, que me dedico a la educación, y he sido maestra en diferentes países y continentes, me da pesar ver la situación de este país. La mayoría de los padres no quieren invertir en educación para sus hijos, ah, pero sí quieren que tengan excelentes oportunidades en el futuro. A mí, educarme me cambió la vida. Creo que es algo que en China quedó muy claro al hacer las reformas de los 80's bajo el mando de Deng XiaoPing, quien le metió a la sociedad ese "strive" (empuje) por algo mejor y materializar el sueño de ser la primera economía del mundo en las generaciones futuras. No tomó mucho tiempo, estamos a nada de que China se convierta en la principal economía del mundo y eso pese a la desaceleración que ha estado viviendo. ¿Por qué? ¿Cómo se logró ésto? ¡Y en tan solo 2 generaciones!


Hoy por hoy, en China, los padres prefieren tener poco y darles la mejor educación posible a sus hijos porque saben que eso determinará su futuro. Casi todos los niños reciben clases de inglés con maestros extranjeros así como clases de instrumentos y desarrollo personal, los padres pagan el precio y hasta buscan a los maestros ellos mismos, a los niños desde pequeños se les enseña sobre negocios y se les mete en la cabeza cómo hacer negocios para salir adelante en la vida.


La mayoría de la gente busca enviarlos al extranjero aunque sea una temporada para que se expanda su mente y no les importa el esfuerzo que como padres tienen que hacer, mientras sea de provecho a sus hijos, ellos lo hacen. Así es como podemos ver que en las universidades de prestigio a nivel mundial los chinos han superado por mucho a todas las demás nacionalidades. "¡Ah, es que son chinos!" Es lo que he escuchado. Pero, ¿cuántos nacionales de aquí hay por allá? Extremadamente pocos. Para muestra un botón. Yo fui la única en toda la región donde vivía. Muchísimos de otros países incluso de los países del cono de África, ¿y nosotros?


Incluso ahora le digo a la gente, anda te ayudo a conseguir beca completa para que te vayas a estudiar a China, ellos te pagan todo y la gente me responde "no, es que..." y una letanía de respuestas absurdas.


Otro ejemplo es lo que sucedió en Corea del Sur al proclamarse independiente al momento de separarse de Corea del Norte. Un país literal en ruinas después de la guerra de los 50's que en el transcurso de 2 generaciones se posicionó como potencia mundial y que ahora a la fecha es uno de los que ofrecen mejor calidad de vida. ¿Cómo? Ban Ki Moon ya lo había dicho hace años, "apostándole a la educación" y este hombre que llegó a ser Secretario de las Naciones Unidas tomaba clases bajo un árbol... ¿quejándose de instalaciones? Eso no es pretexto. ¿Y aquí?


No. No es culpa del gobierno, ni de los maestros, ni de las escuelas. Seamos sinceros. La mayoría quiere educación de calidad pero no quieren pagar por ello. Tienen al alcance educación pero prefieren traer una tablet o un celular de última generación o maquillaje y uñas... en vez de apostarle a la educación de sus hijos.


Cuando ven salir a otro en vez de preguntar ¿cómo le hiciste? Y quizás beneficiarse de la respuesta ellos mismos, prefieren hacer conjeturas diciendo que "hay palancas o porque se es bonito, o porque... la lista sería interminable." Pero, ¿cuando voltearemos hacia el centro de nosotros y diremos: "oh... el cambio empieza por mi que soy padre o madre y que tengo que inculcárselo a mi pequeño?" ¿Cuántas horas dejas que tus hijos vean televisión vs. cuantas horas leen?


Te recomiendo que veas la película Manos Milagrosas. Es la historia del Dr. Ben Carson. Era de los menos favorecidos en clase, hijo de madre soltera y sirvienta. Pero la madre descubrió un secreto y se lo inculcó a sus hijos: EDUCARSE. Ben lo tomó y llegó a ser de los mejores cirujanos de Estados Unidos y en las elecciones pasadas se estaba postulando a presidente del país con un séquito de seguidores que creyeron en él. ¡Y dicen que no hay oportunidades!


No. Para quien no quiere salir de su zona de confort jamás habrá oportunidades. JAMÁS. No importa quién esté en el gobierno o que si el dólar sube o baja, o la gasolina aumenta su precio. Para quien quiere seguir en lo mismo y ver resultados diferentes, jamás habrá oportunidades visibles como para aquél que se levanta y con una meta en la mente se esfuerza por alcanzarlo.


Pero, ¿dónde empieza todo? En casa. En nosotros como padres. Un hijo es el reflejo de los padres. ¿Te gusta tu reflejo? "Pero es que mi niño es bien latoso, no hace caso, no quiere estudiar, salió malo para la escuela"... y tantas cosas que he escuchado. ¿No te gusta lo que ves? Empieza a auto-evaluarte a ti mismo. Y deja de echarle la culpa a los maestros, a la escuela, al sistema, a todo y toma tu responsabilidad como cabeza de hogar y padre y madre.


Hoy me levanté pensando en todo esto. Yo que me dedico a esto puedo verlo.


Muchas personas vienen a mi por "una receta mágica para ser exitoso" y al dárselas se van porque no quieren cambiarse a sí mismos. ¿Dónde crees que comienza el cambio de un país, una sociedad, una cultura? En ti. Las oportunidades se encuentran en ti.


#alcanzatusmetas #túinfluyesentushijos #educación #oportunidades #cambiodementalidad #cambiodevida

©2021 All rights reserved/Todos los derechos reservados.

  • LinkedIn