¿Qué le estoy enseñando a mis hijos?

March 27, 2019

 
Tamaulipas, México
01/05/2017
21:39 p.m.

 

Si hablo mal del gobierno
les enseño a irrespetar autoridad.
Si me levanto en contra, murmuro y organizo 
actividades que destruyan alrededor
con la esperanza de que algo cambie
les estoy enseñando a mis hijos
a hacer desplantes y exigir a través de violencia
lo que creen merecerse con rabietas.
Si dejo de seguir las leyes y pagar impuestos
les estoy enseñando a evadir responsabilidades.
Si no voto por nadie
les enseño a no usar su poder de decisión.
Si vendo mi voto al mejor postor
les enseñó a prostituir la dignidad interior.
Si me quejo de todo a mi alrededor 
más no cambio nada en mi actitud 
para mejorar mi situación
les enseño que la culpa siempre está fuera de mi
y que jamás habrá que cambiar lo negativo 
que me hace vivir así.
Si robo a otros ya sea por seguir al montón,
creerme Robin Hood o incluso enmascararlo como “necesidad”
les enseño que hay que seguir los malos ejemplos,
y en vez de esforzarse está bien aprovecharse 
del esfuerzo y trabajo que por años a otros
les costo para tener lo que tienen para ellos mismos edificarse.
Si golpeo a otros por diferencias en su opinión
a mis hijos les enseño a siempre agredir
cuando no se piense igual que ellos.
Si me hago justicia por mi propia mano
les estoy enseñando que la venganza
es buena y digna de seguir, aunque 
no les enseño que en realidad, es en vano.
Si en mi corazón se encuentra la altanería y prepotencia
no he de quejarme después 
de que mis hijos se dirijan a mí, así en mi vejez.
Si me la paso soñando en un cambio
pero jamás doy el primer paso
les enseño que los sueños tan sólo son eso
y mientras fomento envidia en sus corazones pequeños
hacia aquellos que se esforzaron y si lo lograron
pues ellos creerán que fue porque fueron beneficiados
y una mentalidad de víctima se apoderará de ellos.
Si les enseño a aprovecharse de otros
a través de su autoridad,
les enseño que sus puestos
en vez de servir son para destruir.
Si siempre cubro mis errores y me excuso de mi actitud
les enseño a evadir, la responsabilidad interior.

 

¿Qué le estoy enseñando a mis hijos?

Pero si les enseño a ser ciudadanos dignos,
con el ejemplo de que no se muevan de sus fundamentos
llegará el día en el que, la injusticia se destroce 
como una cáscara de huevo al ser pisada
y así, frente a ellos
su dignidad quedará intacta, su integridad también,
sus valores habrán influenciado sus decisiones
y se manifestarán en acciones,
que en vez de el caos promover,
la reedificación de las ruinas a través de
sistemas que mejoren la calidad de vida,
desde el interior-personal hasta lo exterior-material
se manifieste en ellos como gente de integridad.

¿A quién educo en mi casa?

Quizá esto sea tarea, de nosotros los “papás”.

 

Please reload

Our Recent Posts

Please reload

Archive

Please reload

Tags